Meditación: Lugar seguro para los niños

El Dalái Dama dijo que si enseñáramos meditación a cada niño de ocho años eliminaríamos la violencia en solo una generación. Y es que es en la infancia cuando más necesario se hace integrar recursos de autorregulación emocional y más aún en el mundo sobrestimulado en el que viven nuestros niños y niñas.

Meditar mejora tu día a día

¿Por qué? 

El cerebro del niño se encuentra en desarrollo, es como una casa en construcción. A veces caemos en el error de pensar que ellos mismos saben calmarse, estarse quietos, atender, controlar sus impulsos, concentrarse, esperar, ser pacientes… Pero las estructuras cerebrales que se encargan de estas funciones aún se encuentran en proceso de maduración y necesitan de los adultos; familia y maestros,  que les guíen en su desarrollo.  

La meditación y los juegos de atención plena son buenos recursos que podemos utilizar durante este proceso de aprendizaje y crecimiento. Por ello hoy quiero dejaros una meditación guiada: MI LUGAR SEGURO  que he creado para niños y niñas y que utilizo en consulta y en el grupo terapéutico La Escuela de las Emociones que dirijo y desarrollo en Diada y que maestros y familias podéis integrar como herramienta para favorecer la autorregulación emocional en vuestros alumnos o hijos. 

Beneficios de la meditación/visualización guiada

La meditación requiere previamente una preparación con los menores para relajar el cuerpo mediante un elemento imprescindible cuando hablamos de regulación emocional: LA RESPIRACIÓN. Cuando respiramos despacio, se sincronizan la frecuencia respiratoria y la zona cerebral que regula nuestras emociones.

Cuánto más se practique esta meditación, el niño o niña poco a poco irá desarrollando en su interior el recurso y la capacidad de calmarse a sí mismo y regular los estados emocionales más intensos o reactivos. Cultivar la mirada interna al fin y al cabo devuelve la confianza en la capacidad de llevar el control y dirigirse a sí mismo, ya que ayudas a que la zona del  cerebro más impulsiva inhiba sus respuestas para actuar de un modo más consciente  y responsable.

Indicaciones

  • La habitación donde se desarrolle la actividad debe estar libre de ruidos, ventilada y con una temperatura agradable.
  • Los niños y niñas están más preparados para la meditación tras la realización de ejercicio físico, movimiento o juegos al aire libre. Ahora sus músculos estarán preparados para relajarse.
  • Podéis acompañar la meditación con música relajante y olores agradables.
  • Deberán ir con ropa cómoda y sin calzado.
  • En cuanto a la posición es mejor tumbados boca arriba con las palmas de las manos hacia arriba. Si no, puede sentarse con la espalda recta y los pies firmes en el suelo.

El lugar seguro: Para niños y niñas a partir de 7 años

La meditación en niños

Ponte cómodo/a y prepárate para comenzar una gran aventura…

Un viaje al interior de tu corazón

Primero vamos a respirar profundamente, te vas a imaginar que en el interior de tu tripa hay un globo de tu color preferido y lo vas a llenar de aire

Si colocas las manos en tu vientre verás cómo se infla al coger el aire y se desinfla al soltar el aire, moviéndose tus manos al ritmo de la respiración

Hinchamos el globo y lo desinflamos más lentamente…

Fíjate como tu cuerpo va estando cada vez más y más relajado

Ahora vas a llevar las manos al centro del pecho, ahí comienza nuestro viaje…

Te vas a imaginar que ahí hay una puerta gigante y dentro de ella, ahí en el centro de tu corazón se encuentra TU LUGAR SEGURO, en el que podrás entrar cada vez que lo necesites y nadie te lo puede quitar…

Ese lugar seguro puede ser un lugar conocido para ti, o un lugar inventado en el que puedes incluir todo aquello que tú desees y que te hace estar tranquilo/a y seguro, en ese lugar nada malo puede ocurrir…

Puede estar contigo en tu lugar seguro la persona que tú prefieras que te ama mucho y te hace sentirte protegido…

También puede haber en su interior peluches, tus animales preferidos, tus juguetes, plantas, flores, todo aquello que te haga sentirte tranquilo…

A la de tres abrirás la puerta y estarás dentro de ese lugar… UNO, DOS y TRES…

Fíjate bien en todo lo que ves mientras sigues respirando despacio..

En ese lugar ESTÁS TRANQUILO, SEGURO y a SALVO…

Ahora camina hacia un punto donde te puedas tumbar y estar más cómodo y relajado…

Observa las SENSACIONES AGRADABLES de tu cuerpo

¿Dónde en tu cuerpo sientes éstas sensaciones agradables?  ¿En los pies, la cara, las manos, el pecho? ….

Concéntrate en ellas…

Y puedes decir: aquí estoy TRANQUILO, SEGURO Y SALVO…

Cada vez que quieras y lo necesites puedes ir a este lugar, tu LUGAR SEGURO, cuando tengas miedo, estés nervioso/a , enfadado/a , aburrido/a… TÚ y solo TÚ puedes entrar en este lugar que se encuentra en el centro de tu corazón.

Al acabar dibuja este lugar seguro, coloréalo, dibuja todos sus detalles y ponle el NOMBRE que prefieras… es el nombre de TU LUGAR SEGURO…

Anuska Linares